El pasado 23 de Julio se transmitió el evento de presentación del elenco de Rurouni Kenshin Kyoto Hen Musical, obra a estrenarse en Tokyo IHI Around 360°, en la temporada otoñal, desde el 3 de Noviembre hasta el 15 de Diciembre, con la dirección y guión de Koike Shuichirō, el mismo que estrenó las adaptaciones anteriores en Takarazuka Revue (2016) & 2.5D Live Action Stage Play en Tokyo y Osaka (2018).

El streaming contó con la participación presencial de su actor principal, Koike Teppei, que encarnará el personaje de Himura Kenshin. El resto del elenco fue invitado a través de una plataforma online, quienes contaron sus expectativas y hablaron de sus personajes. Dicho reparto está conformado por:

  • Kuroba Mario, como Shishio Makoto.
  • Kisaki Airi, como Kamiya Kaoru.
  • Matsushita Yūya, como Shinomori Aoshi.
  • Katō Seishirō, como Seta Sōjirō.
  • Suzuki Rio, como Makimachi Misao.
  • Shohei, como Saitō Hajime.
  • Senna Ayase, como Komagata Yumi.
  • Yamaguchi Makiya, como Hiko Seijurō.
  • Okuno So, como Honjō Kamatari.
  • Kizu Takumi, como Sagara Sanosuke.

Todas las mencionadas obras están basadas en el Manga con mayor venta del autor Watsuki Nobuhiro (Shueisha, publicado entre 1994 – 1999), pero, ¿qué es lo que lo hace tan popular hoy día, 26 años luego de su primer publicación?

En primer lugar, vale aclarar que el autor retomó el Manga publicando un nuevo arco argumental (Hokkaido Hen) en Septiembre de 2017, con la colaboración de su esposa, Kurosaki Kaoru, y que, contamos asimismo con adaptaciones cinematográficas Live Action dirigidas por Otomo Keishi y protagonizadas por Satoh Takeru (Rurouni Kenshin Live Action -2012-; Rurouni Kenshin Kyoto Inferno -2014- & Rurouni Kenshin The Legend Ends -2014-). Recientemente estaban programadas dos nuevas entregas (Rurouni Kenshin The Final/The Beginning -2021-) cuyo estreno se vio afectado por la situación mundial de Covid19, razón por lo que fueron reprogramadas para Mayo del 2021, aprovechando los feriados de la Golden Week en Japón.

Las cinco entregas cuentan con banda de sonido exclusiva de la popular y aclamada banda de rock japonesa One Ok Rock.

La vigencia de la historia al día de la fecha radica en que el relato de Rurouni Kenshin tiene un trasfondo histórico cien por ciento real, comenzando en el año 11 de la Era Meiji (1878), y repasando hechos acaecidos diez años atrás, durante los disturbios del Bakumatsu, relatando la caída del Shogun y Dinastía Tokugawa tras 265 años (1603 – 1868) de aislamiento interrumpidos por la llegada de los llamados «Barcos Negros» comandados por el Oficial Naval Matthew C. Perry en 1853, exponiendo así la debilidad y fragilidad del propio Shogunato.

A medida que nos adentramos en el relato y la acción dramática nos encontramos con Kenshin, un vagabundo portador de un pasado lleno de sangre, que, luego de conocer a Kaoru, su co-protagonista femenina, una joven maestra de kendō sin familia, forman el denominado «Kenshin-Gumi» junto con Yahiko, un pequeño descendiente de un Samurai de Tokyo que quiere convertirse en un hombre fuerte, digno de sus raíces, Sanosuke, un luchador callejero ex miembro del ejército de aldeanos Sekihōtai, y Megumi, una médica descendiente de un poderoso linaje de doctores que perdió a su familia en la Batalla de Aizu (parte de la Gran Guerra Boshin) y se vio obligada a fabricar opio para sobrevivir.

Entre todos forman una familia ensamblada que no posee lazos de sangre, pero sí de lealtad y confianza absoluta, demostrando que nunca es tarde para volver a comenzar, y que todos tenemos algunas cosas del pasado que quisiéramos olvidar. Así da inicio a una aventura que revive viejas cicatrices.

En ella encontramos personajes secundarios, pero infinitamente importantes como Ōkubo Toshimichi, Saitō Hajime y Okita Sōji, ambos miembros capitanes del Shinsengumi, al igual que el grupo extremista Sekihōtai o incluso los famosos onmitsu Oniwabanshū, que conformaban la guardia del Castillo de Edo, todos ellos son basados en personas o grupos que realmente existieron y lucharon por su causa, grabando por siempre su nombre en la historia.

He aquí la importancia de no sólo una buena narrativa, sino de personajes sólidos, con valores y principios que reflejan una sociedad golpeada por varios disturbios que provocaron cambios en la cultura hasta entonces arraigada, pero que, aún así, sigue adelante, honrando sus costumbres y tradiciones, las cuales al día de hoy cuentan con un gran peso en cada ciudadano japonés.